De acuerdo con un estudio encargado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), México no sólo “fracasó en su respuesta a la pandemia” sino que con una respuesta “promedio” ante el coronavirus pudo evitar unas “190 mil muertes por todas las causas en 2020”.

El estudio “La respuesta de México a la Covid-19. Un caso de estudio”, sobre la respuesta del país ante la crisis sanitaria fue desarrollado por la Universidad de California en San Francisco (UCSF), comisionado por la OMS.

Por medio del estudio, se llegó a la conclusión de que si el país hubiera gestionado la pandemia de mejor manera se hubieran evitado miles de muertes.

La investigación detalló que las principales fallas fueron la excesiva concentración de autoridad y la capacidad para tomar decisiones sobre la gestión de la pandemia en una sola unidad de Gobierno dentro del Poder Ejecutivo.

Además de la insuficiente deliberación de dichas decisiones y marginación de los órganos colegiados responsables de la política sanitaria también influyeron.

El informe señaló que las muertes no se debían únicamente a la pandemia sino por otras enfermedades que no tuvieron atención durante la pandemia en el país debido a la reconversión hospitalaria que impuso el Gobierno para la atención total del COVID-19 y que saturó el sistema de salud al privilegiar la atención de los contagiados por coronavirus.

Puedes leer: Coronavirus habría pasado de murciélago a otro animal y luego al humano: estudio OMS

Según el reporte, las cifras oficiales de las autoridades de México reportan un exceso de 326 mil 609 muertes en 2020.


Con estas cifras, México es el tercer país del mundo con más decesos, por detrás de Estados Unidos y Brasil; además es el decimocuarto en contagios, según la Universidad Johns Hopkins.

A finales de marzo, el propio Gobierno mexicano admitió que el país registraba un exceso de mortalidad de casi 300 mil personas desde el inicio de la pandemia.

Precisamente en cuanto a exceso de mortalidad, en el estudio México ocupa el cuarto lugar, en una lista de 39 países, con un 43% más de muertes en 2020 de las esperadas en relación con el promedio de 2018-2019, es decir, sin pandemia.

“En lugar de dos olas, México ha sido golpeado por una sola ola que ha fluctuado entre niveles muy altos y extremos de covid-19 mostrando una incapacidad para controlar la transmisión”, indicaron los expertos en el documento.