Congresistas estadounidenses enviaron una carta al embajador de México, Gerónimo Gutiérrez, solicitando que verifique que el Gobierno mexicano sí está avanzando en la investigación sobre el programa de espionaje.

El congresista Alan Lowenthal y otros legisladores de la Cámara Baja, firmaron la carta en la que advirtieron que “es imperativo que el Gobierno de México realice una investigación seria, transparente, completa e imparcial del uso ilegal del programa de espionaje, y lleve ante la justicia a cualquier funcionario público o agencia del Gobierno implicada”.

La carta se mandó en forma de respuesta al reporte que el diario estadounidense The New York Times difundiera en junio del año pasado.

El reporte se refería al uso del programa de espionaje, desarrollado por la firma israelí NSO Group, que afirma que el software sólo se vende a entidades del Gobierno bajo condiciones explícitas y sólo es usado contra sospechosos de terrorismo y organizaciones criminales.

En febrero, el Times afirmó, citando a funcionarios de alto rango, víctimas de espionaje y sus abogados, que el Gobierno mexicano “no ha logrado avanzar en muchas áreas interrogando a ninguno de los funcionarios responsables de operar la tecnología de vigilancia”.

El Gobierno de México se vio en la mira de varias organizaciones civiles que lo acusaron de haber espiado a defensores de los derechos humanos, periodistas y activista anticorrupción a través del programa Pegasus.

Pegasus es un software que se infiltra en los celulares a través de un mensaje de texto y puede llegar apropiarse de la cámara y el micrófono del aparato con el objetivo de vigilar a la víctima.