Las Vegas sigue avanzando en el tema de la marihuana. A un año dos meses de que la legalización con fines recreativos de esta planta se diera de manera oficial en Nevada, ahora el estado suroeste de Estados Unidos presenta el Cannabition Cannabis Museum, la exposición donde el foco de atención será el cannabis.

“Cannabition no sólo es para la gente que le gusta la marihuana, es para servir a las personas que quieren aprender sobre el cannabis o que sólo quieren divertirse y tener una buena experiencia”, dijo el fundador del museo, J. J. Walker.


El objetivo del museo es que la gente que lo visite salga del recinto sin los miedos o prejuicios que tenían respecto a la planta, aseguró el fundador

De acuerdo con la página oficial de Cannabition, la galería, situada en el corazón del Fremont Street Experience en el centro de Las Vegas, es el futuro del turismo de cannabis, y ofrece a los visitantes mayores de edad la oportunidad de sumergirse en el mundo de la cultura que actualmente impulsa la legalización de la marihuana en todo el país norte.

El año pasado, Nevada fue oficialmente el quinto estado norteamericano en permitir la venta legal de cannabis, justo detrás de Colorado, Oregon, Washington y Alaska, todos situados en la mitad occidental del país.


La ley permite la venta de 28 gramos de marihuana por persona al día. Para comprarla es necesario ser mayor de edad, y el consumo no puede hacerse en ningún caso en lugares públicos, pues la persona podría tener consecuencias con las autoridades estadounidenses

Desde que se legalizó la venta de marihuana, la defensora de esta ley alegaba que la aprobación favorecería el turismo en todo el Estado y, sobre todo, en sus ciudad más poblada: Las Vegas.

“Estos demuestra que ahora la marihuana está legalmente reconocida como una forma de entretenimiento y es lo que hacemos en Nevada, somos la capital mundial del entretenimiento”, dijo el senador Tick Segerblom.

Lo que ofrece el Museo

Los visitantes observarán 12 instalaciones. En una de las salas, con el nombre de “Semilla”, la gente podrá acostarse en una cama con la forma del núcleo de la marihuana.

Otra de las salas, “Cultivo”, muestra plantas artificiales de diferentes tamaños, las cuales están colocadas bajo luces brillantes para representar una instalaciones interna del cultivo de la planta.

Además, diferentes guías ofrecerán una introducción al Museo y algunos gráficos en las paredes explicarán cómo se hacen los concentrados y las diferencias entre las capas de la hierba