La compañía Six4Three acusó al fundador de Facebook Mark Zuckerberg de haber creado un sistema malicioso y fraudulento para beneficiarse gracias a la explotación de los datos privados de sus usuarios.

Al difundir la noticia, El diario británico The Guardian aseguró que Six4Three mandó al tribunal de California una petición para utilizar como evidencia de dicha acusación, correos enviados entre algunos directivos de la red social, entre ellos su fundador.

Se notificó que Facebook invirtió 250 mil dólares en la creación de la aplicación Pikinis, la cual permitía rastrear las listas de sus usuarios en busca de fotografías de personas en traje de baño.

Se reveló que Pikinis utilizaba un procedimiento similar al de Cambridge Analytica al momento de recopilar datos.

Sin embargo, en 2015 la compañía de Zuckerberg cambió su política de acceso a los datos personales, haciendo que este tipo de programas, como Pikinis, siguieran accediendo a información de los usuarios.

En el mismo año, Six4Three inició el procedimiento legal contra Facebook, el cual sigue en marcha, argumentando que dicha compañía no sólo era consciente de que existía una brecha en su política de seguridad, sino que la explotaba de manera activa.

“Las pruebas descubiertas por el demandante demuestran que el escándalo de Cambridge Analytica no fue resultado de una mera negligencia por parte de Facebook, sino la consecuencia directa a un sistema malicioso y fraudulento diseñado por Zuckerberg en 2015”, señaló Six4Three.

Los representes de la compañía acusadora admitieron que en Facebook les aseguraban que con su aplicación Pikinis tendrían acceso a información personal, incluidos dato sobre amigos suscriptores a la red social.