Otro golpe ha llegado para Netflix, luego de que anunciaran, en su informe trimestral, que habían perdido 200 mil suscriptores durante el primer trimestre del año, esto debido a que hoy sus acciones se desplomaron.

Así, en tan sólo un día, la plataforma en streaming perdió poco más de un tercio de su valor, pues sus acciones registraron una caída del 35 por ciento, lo que se refleja en 54 mil 388 millones de dólares, según con el diario El Financiero.

De esta forma, al cierre del mercado de Nueva York, el valor de la acción se ubicó en 226.19 dólares, lo cual representa una reducción del 35 por ciento, ya que, hasta el cierre previo al martes, éstas eran de 348.6 dólares.

La enorme pérdida que sufrió Netflix, es la más grande en la historia de esta compañía y es comparable únicamente con una de 25 por ciento en 2012, según explica el diario El Economista.

Sobre esta situación, eToro, la plataforma de trading, explicó que las acciones de Netflix cayeron más de 30 por ciento desde la apertura del mercado, luego de que su reporte trimestral informara miles de pérdidas.

Además, señaló que “lo que más preocupó es la proyección de que perderá unos 2 millones en el segundo trimestre”, debido a la creciente competencia y las cuentas compartidas.

Conoce más: Netflix pierde 200 mil suscriptores y anticipa más bajas, por primera vez en 10 años

Esto fue explicado en la carta a los inversores que Netflix compartió, en la que señaló, que otro de los motivos por los cuales había perdido suscriptores, fue efectos de la invasión rusa a Ucrania, ya que, al retirar el servicio en Rusia, perdieron 700 mil usuarios.

En el mismo documento, Netflix señaló que para recuperarse, se centrarían en mejorar la calidad de su programación y las recomendaciones que brindan a sus usuarios; así como la implementación de los modos de suscripción que permitan compartir contraseñas y generar ingresos.

No obstante, analistas de Bank of America señalaron en una nota que sus planes para recuperarse tendrían efecto dentro de un largo tiempo; así prevén que esto se vea reflejado hasta el 2024.