Según datos emanados de un estudio realizado por la World Obesity Federation (WOF) en conjunto con el Research Triangle Institute (RTI), la obesidad costó a México 2.1 por ciento del Producto interno Bruto (PIB) en 2019. 

El impacto económico de esta enfermedad podría crecer en los años venideros en caso de no tomarse medidas. 

De acuerdo con las proyecciones, el costo puede elevarse hasta el 4.67 por ciento del PIB, para 2060.

De 126 millones de habitantes que posee México, 62 millones de adultos viven con sobrepeso u obesidad, al igual que 12 millones de niños y adolescentes.

Esta cifra podría incrementarse en los años venideros, pues para 2050 casi el 88 por ciento de la población mexicana tendrá algún grado de sobrepeso u obesidad.

Te sugerimos: Comer en exceso podría no ser la principal causa de obesidad; tiene que ver con alimentos: estudio

El estudio realizado, llevado a cabo en ocho países durante 2019, descubrió que mientras más pobladores contaran con un índice de masa corporal (IMC) elevado, mayor era el impacto económico. 

Los costos de la obesidad en estas naciones fueron calculados tomando en cuenta los costos directos, como los de atención a la salud y los asociados al desplazamiento para buscar asistencia, así como los indirectos, relacionados con la mortalidad prematura y el ausentismo laboral.

De acuerdo con la investigación de la WOF y la RTI, los costos indirectos representan el 65% del impacto total. 

El estudio sostiene que en 2019 la obesidad le costó a México 26 mil millones de dólares, equivalente al 2.1% del PIB, a 204 dólares per cápita.

El presidente de la Sociedad Mexicana de Obesidad, Ricardo Luna, afirmó en un comunicado que estos datos sirven para combatir el estigma que rodea a la obesidad y sobrepeso. 

Según Luna, las personas que viven con obesidad son las más vulnerables al impacto económico gradual, tanto de la atención médica, como de los gastos médicos directos e indirectos derivados de esta enfermedad.

“Si examinamos colectivamente, necesitamos a más profesionales de la salud involucrados en el abordaje de la obesidad antes de que se presenten las comorbilidades generadas por la misma”, aseguró.