Los mexicanos ya no quieren ser papás, o al menos eso es lo que revelan los últimos datos del Inegi. Durante 2019, se registraron 2 millones 092 mil nacimientos en las oficinas del Registro Civil, cifra 3.2 por ciento menor respecto al 2018.

Sin embargo, esta tendencia va a la baja desde 2010 cuando se reportaron 2 millones 643 mil nacimientos.

Por entidad, las mayores magnitudes fueron Chiapas con 94.5 por ciento, Guerrero con 81.3 por ciento y Zacatecas con 73 por ciento. Por el contrario, los estados que reportaron las menores magnitudes fueron la Ciudad de México, Veracruz y el Estado de México con 41.9, 52 y 52.2 por ciento, respectivamente.

Del total de los nacimientos registrados, 1 millón 873 mil fueron atendidos en una clínica u hospital (con un incremento de 0.3 por ciento respecto a 2018) y 77 mil 848 en domicilio particular (con una disminución del 0.1 por ciento respecto al año anterior).

El complemento fue atendido en otro lugar o no fue especificado, en tanto que el 98.6 por ciento de los nacimientos fueron simples, mientras que el 1.4 por ciento fueron de tipo gemelar o múltiple, de acuerdo con el Inegi.

Del total de los nacimientos registrados durante el año pasado, el 50.8 por ciento fueron hombres y 49.2 por ciento mujeres. Un dato relevante es que se presentaron 42 casos cuyo sexo no fue especificado.

La edad al momento del registro representó 86.1 por ciento para los menores de un año, 4.9 por ciento para los que contaban con un año y 9 por ciento para los registrados con dos años y más. En 72 casos la edad no fue especificada. El 99.4 por ciento de los registrados fue presentado vivo y 0.6 por ciento había fallecido al momento del registro.

También puedes leer: COVID-19 es la cuarta causa de muerte en México: Inegi