Quien alguna vez fue nombrado mejor banquero central del mundo, continúa escalando en las esferas de la política monetaria internacional. 

Ayer, el Banco de Pagos Internacionales, la organización financiera más antigua en el mundo y conocida como el banco central de los bancos centrales, nombró a Agustín Carstens como presidente del Comité Económico Consultivo. 

El funcionario mexicano también fue designado como presidente de la Reunión de Economía Global. 

Entre sus nuevas responsabilidades está presidir una reunión de 30 banqueros centrales de las principales economías del mundo, con el fin de avanzar la agenda de la institución, que incluye forjar la cooperación y el debate. 

La Reunión de la Economía Global es el principal foro de discusión de los gobernadores de bancos centrales y el Comité Económico Consultivo es un grupo que apoya a la reunión elaborando propuestas para discutir. 

También dependen de este órgano el Comité sobre el Sistema Financiero Global, el Comité de Sistemas de Pago y Liquidación y el Comité de Análisis de Mercados. 

Entre los asistentes a la reunión están los gobernadores de los bancos centrales de Alemania, Brasil, Canadá, España, Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Japón. 

El Comité Económico Consultivo incluye a todos los gobernadores de los bancos centrales que son miembros del Consejo de Administración del organismo, así como a las gobernadores de los bancos centrales de India y Brasil y al director general de este. 

De acuerdo con el comunicado del Banco de México anunciando el nombramiento, es la primera ocasión en la que un banquero central no europeo asume estas responsabilidades. 

El puesto oficialmente iniciará a finales de junio, cuando Carstens reemplace al actual dirigente, el gobernador del Banco de Inglaterra, Mervyn King, y tendrá una duración de tres años.

En el mismo anuncio, el Banco de Pagos Internacionales dio a conocer que el Grupo de Gobernadores de Bancos Centrales y Jefes de Supervisión Financiera, selecciono a Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo como su nuevo presidente. 

La posición que ahora tendrá Agustín Carstens en el sistema monetario y financiero mundial es de carácter ceremonial, pero aun así prestigiosa. 

Con este nombramiento, el que alguna vez contendió por la dirección del Fondo Monetario Internacional tendrá más credenciales internacionales si decidiera buscar el puesto una vez más en el futuro.