100

dólares es el precio promedio que gozó el barril mexicano en los mercados internacionales los últimos tres años

La recuperación económica de Estados Unidos está fortaleciendo, más de lo previsto, el valor del dólar.

En las últimas semanas el peso mexicano se ha depreciado rápidamente frente a la moneda estadounidense. El tipo de cambio oficial establecido por el Banco de México llegó ayer a los 14.14 pesos, su precio más alto en los últimos 30 meses. No obstante, en su venta al menudeo y el público general el dólar llegó a cotizarse hasta en 14.50 pesos.

Este fenómeno responde únicamente a la oferta y demanda de las divisas, por lo que refleja aspectos macroeconómicos globales no imputables a políticas públicas nacionales.

Los mercados ahora están a la espera de la publicación de datos económicos favorables en EU, lo que podría aumentar todavía el costo del dólar.

Por el lado positivo, la apreciación del dólar impulsará las exportaciones mexicanas en el corto y mediano plazo.

El boom energético que vive Estados Unidos inundó los mercados internacionales con un exceso de petróleo. Como consecuencia, el precio de la mezcla mexicana ha caído en los últimos meses poniendo en riesgo un tercio de los ingresos públicos.

El barril de petróleo mexicano cerró ayer en 59.73 dólares, su valor más bajo desde julio de 2009. Este precio contrasta al promedio de los 100 dólares a los que se estuvo cotizando la mezcla mexicana en los últimos tres años.

Además de la producción estadounidense, otro factor que ha golpeado el precio del oro negro es la reducción en la demanda provocada por las tasas de crecimiento económico bajas en el mundo.

Sin embargo, la ley de ingresos para el 2015 contempla un precio de 79 dólares por barril que el gobierno espera obtener, a pesar de la volatilidad del mercado, gracias a las coberturas petroleras.