Hasta 2.5 millones más de pobres en México durante 2022, estima Cepal

El crecimiento de pobres en México obedece a la inflación, en general, y al impacto que esta tiene en los precios de los alimentos

Comparte esta nota

Este lunes, la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) dio a conocer que el incremento de pobres en México para este 2022 llegará hasta 2.5 millones de personas debido a que Latinoamérica enfrentará una desaceleración económica.

Además, el secretario ejecutivo interino de la Comisión, Mario Cimoli, dijo que esto es resultado de una secuencia de crisis a la que se sumó la problemática por la pandemia, el conflicto Rusia-Ucrania, la inflación, las tensiones entre Estados Unidos y China, entre muchos otros problemas.

Durante la presentación del estudio Repercusiones en América Latina y el Caribe de la guerra en Ucrania ¿cómo enfrentar esta nueva crisis? Cimoli detalló que ante los impactos en el aumento de los niveles de pobreza de 7.8 millones de personas en la región “hace falta una política económica que permita que esto no se nos vaya de las manos”.

Por su parte, el director de la División de Estadísticas de la Cepal, Rolando Ocampo, dijo que si la inflación en México mantiene los niveles que tenía hasta marzo pasado –7.48% anualizada–, la pobreza aumentará en 1.3 puntos porcentuales con respecto la de 2021 y llegará a 36.2%. Esto significa que 1.3 millones de personas se sumarán a esa condición.

Sin embargo, si la inflación se eleva en 2 puntos, el número de mexicanos que pasarán a la pobreza este año será de 2.5 millones y ese indicador llegará a 37.2%, que estaría entre los más altos de América Latina.

Ocampo dijo esto obedece a la inflación, en general, y al impacto que esta tiene en los precios de los alimentos.

Por eso, explicó, la Cepal anticipa un alza “sustantiva, fuerte” de la pobreza y la pobreza extrema en México, Brasil, Colombia y Paraguay, mientras que en Bolivia y Panamá los índices incluso pueden disminuir.

Puedes leer: Hay nuevos ricos y (muchos) nuevos pobres desde la pandemia por COVID-19

Esto se debe a la inflación y a que la región enfrenta contextos internos caracterizados por una fuerte desaceleración económica y una lenta e incompleta recuperación de los mercados laborales, lo llevará a 7.8 millones de latinoamericanos a sumarse a los 86.4 millones cuya seguridad alimentaria ya está en riesgo.

De acuerdo con Cimoli, los efectos de la guerra en Ucrania en la región no deben ser vistos como un fenómeno aislado sino como la suma de varias crisis como la financiera de 2008-2009, las tensiones económicas entre Estados Unidos y China y la pandemia del COVID-19.

Finalmente, esto llevará a América Latina a entrar a una fase de bajo crecimiento que podría prolongarse por años, dijo, aunque explicó que en la inflación ya se observa un cambio de tendencia, hacia la baja, lo que hace prever que en 2023 será menor que la de este año.

Salir de la versión móvil