¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Indigonomics
imagen principal

ECONOMÍA

Freno al sector automotriz con el T-MEC

Nayeli Meza Orozco

Para este año se espera que el sector en México prolongue su desaceleración con la entrada en vigor del T-MEC, debido a que se elevarán los costos de producción y con ello se corre el riesgo de que los consumidores paguen más por un vehículo


Ene 13, 2020
Lectura 5 min
portada post

El sector automotriz tiene el pie en el freno. Durante el año pasado, los participantes del mercado atravesaron por un camino lleno de baches y el panorama para los siguientes meses se vislumbra similar.

La industria a nivel nacional se enfrenta a un estancamiento ocasionado por la caída en las ventas, una producción débil y un menor nivel en las exportaciones.

Al cierre del año pasado, las comercializaciones se ubicaron en su menor nivel en seis años, luego de que acumulara 31 meses consecutivos de pérdidas, de acuerdo con datos del Inegi.

Esto quiere decir que durante 2019, las ventas al público en el mercado interno se ubicaron en 1.31 millones de unidades, cifra menor en 7.65 por ciento, ya que un año previo se comercializaron más de 1.4 millones de vehículos.

3.7 por ciento representa la industria automotriz respecto al PIB de México

La producción total de coches ligeros también sufrió un descalabro de 4.10 por ciento, debido a que se fabricaron 3.7 millones de autos, frente a los 3.9 millones del 2018.

En línea, las exportaciones descendieron 3.35 por ciento en diciembre pasado y la marca que resintió más el golpe fue Mazda con un desplome de 48.4 por ciento.

48.4 por ciento cayeron las exportaciones de Mazda

Con la próxima entrada en vigor del T-MEC se espera que la industria sufra otra sacudida, pues con el incremento del contenido regional y la homologación de sueldos en los tres países que conforman el acuerdo se elevará no solo el costo de producción, también el que se establece en el mercado interno.

Entre los temas urgentes destaca la implementación de las reglas de origen con las que se pretende establecer un piso parejo

Armando Soto, presidente ejecutivo de Kaso & Asociados, adelanta que existe la posibilidad de que los coches sean más caros, por lo tanto, en un país como México donde el consumo de vehículos es bajo, el reto será difícil de sortear.

“Con el T-MEC se experimentará un proceso de reconfiguración y definitivamente las condiciones van a traer un incremento en el precio de los vehículos, pero esto no quiere decir que se vaya a transmitir completamente hacia los consumidores finales, ya que se compensará entre toda la cadena automotriz y los usuarios”, precisa el experto.

La salida del piloto del sector automotriz

Eduardo Solís, presidente ejecutivo de la AMIA, se bajará del coche a partir del 16 de enero, en momentos en que la industria atraviesa por una situación complicada y sobre su escritorio aún queda una larga lista de pendientes.

Entre los temas urgentes destaca la implementación de las reglas de origen más estrictas y con las que se pretende establecer un piso parejo entre los tres países de la región de Norteamérica.

Durante los 12 años que estuvo al frente de la asociación, Solís pisó el acelerador y ayudó a consolidar a la industria como una de las más importantes a nivel mundial.

El originario de Monterrey tomó el volante de la AMIA en plena crisis financiera global, en 2008, cuando el porcentaje del PIB de la industria respecto al PIB nacional se ubicaba en 1.9 por ciento. Hoy, a pesar de los altibajos, la cifra se ubica por encima del 3.7 por ciento, según cifras del Inegi.

El economista argumentó que tras su salida emprenderá un proyecto personal, aunque no dio más detalles en su última conferencia, sin embargo, analistas coinciden en que tal vez su vehículo se dirigirá hacia algún cajón de estacionamiento en la Administración Federal.

El líder de las automotrices conoce como pocos la génesis del TLCAN: en la década de los 90, colaboró con el entonces subsecretario de Comercio Internacional Herminio Blanco Mendoza en las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y más de dos décadas después acompañó el proceso de la renegociación del acuerdo como parte del Cuarto de Junto.

También fue pieza fundamental cuando Canadá puso resistencia para incorporarse a las mesas de trabajo con las que se concluiría la negociación del T-MEC y con ello lograr la integración de la región.

Por ahora se desconoce quién lo sucederá, pero Fausto Cuevas tomará el volante en tanto que el comité de la AMIA designe al nuevo piloto.

Armando Soto es consciente de los desafíos que le esperan al sector automotriz para este año, aun con todo y la salida del presidente ejecutivo de la asociación, sin embargo, mantiene un optimismo moderado dado que históricamente las automotrices en el país han demostrado que saben cómo salir del bache y retomar la marcha.

El 2020 será complicado debido al panorama económico tan desafiante, la desaceleración del consumo y la falta de inversiones, pero la caída va a ser menor en contraste con el año pasado y en el 2021 existe la posibilidad de que se logre una recuperación paulatina

- Armando Soto

Presidente ejecutivo de Kaso & Asociados

También puedes leer: Trump vuelve a amenazar con aranceles: ‘estúpidamente perdimos el 30% de nuestro negocio automotriz en México’


Notas relacionadas

Feb 26, 2020
Lectura 3 min

Feb 26, 2020
Lectura 1 min

Feb 26, 2020
Lectura 5 min

ECONOMÍA

Economía lejos del Mexican Moment

Nayeli Meza Orozco


Feb 26, 2020 Lectura 5 min

Comentarios