El Fondo Monetario Internacional (FMI) mejoró su último pronóstico,  realizado en octubre, acerca del crecimiento de la economía mexicana para 2021, de 3.5 por ciento a 4.3.

Este aumento de 0.8 por ciento es producto del impulso que tendrá la economía mundial como efecto de las vacunas contra COVID-19 y de los nuevos programas de estímulos que impulsa Estados Unidos.

Durante la mañana de este martes, el organismo dio a conocer la actualización de su documento Perspectivas Económicas Mundiales (WEO, por sus siglas en inglés).

Esta nueva estimación realizada por el FMI se encuentra dentro del rango señalado por el presidente Andrés Manuel López Obrador durante el pasado sábado.

En su paso por San Luis Potosí, durante una de sus giras de trabajo y antes de que se confirmara que era positivo a COVID, López Obrador sostuvo que habrá un crecimiento en México de entre 4 y 5 por ciento.

TE SUGERIMOS: MÉXICO OBTIENE CONFIANZA CREDITICIA DEL FMI


Vamos saliendo y ya se está reactivando la economía, tengo un reporte de crecimiento probable este año de 4 y 5 por ciento

Andrés Manuel López Obrador

presidente de México

Está proyección también coincide con la meta de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), que ratificó la semana pasada el titular de la dependencia, Arturo Herrera.

Según el funcionario, la economía mexicana debe ir más allá del efecto rebote, que se traducirá en una recuperación para crecer alrededor de 4.65 por ciento en 2021, tras una contracción de entre -8.4 y -8.5 por ciento en 2020.

El FMI también corrigió su pronóstico al prever una menor caída de la economía de México, que pasó de -9 por ciento a -8.5.

También mejoró la proyección para 2022, cuando e prevé un avance del Producto Interno Bruto de 2.5 por ciento.