¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Indigonomics
imagen principal

PEMEX

Fertinal, la polémica empresa que Pemex adquirió durante el sexenio de Peña Nieto

Indigo Staff

La empresa está en el ojo del huracán después de que se revelara que habría sido comprada a sobreprecio en 2015 y en medio de intentos de soborno al entonces mandatario federal


Jun 18, 2019
Lectura 3 min
portada post

Fertinal es una empresa de fertilizantes. Según la descripción que se lee en su página de Internet es la única, en México, que ha logrado consolidarse como productor de fertilizantes de alta calidad, principalmente fosfatados.

La empresa, que fue adquirida por Petróleos Mexicanos (Pemex) en 2015, exporta sus productos a varias regiones del mundo, como es Centro y Sudamérica, Europa, Australia, Asia y Estados Unidos de América.

Hoy, la empresa, está en el ojo del huracán -su nombre escaló y se mantuvo en el trending topic – debido a un reportaje de El Universal que develó una investigación en contra del ex presidente Enrique Peña Nieto y su supuesta  relación en el proceso de compra-venta.

Un boletín de la paraestatal, fechado el 29 de enero de 2016, informaba sobre la compra de la empresa por parte de Pemex Fertilizantes.

“Con esta operación, la empresa productiva subsidiaria (EPS) suma a su capacidad productiva cerca de 1.2 millones de toneladas de fertilizantes sólidos”, se lee en el documento.

Además se enfatiza que se consideró una inversión “de hasta 255 millones de dólares por el capital de la empresa, incluyendo los activos existentes tanto en la Unidad de Lázaro Cárdenas, Michoacán, como en la mina de roca fosfórica ubicada en San Juan de la Costa, Baja California Sur”.

En ese entonces, Pemex informó que la inversión realizada, según sus estimaciones, sería recuperada en menos de 36 meses.

ACTUALIDAD

En mayo de 2019 la Secretaría de la Función Pública (SFP) inhabilitó a un alto funcionario de Pemex por la compra de una planta industrial de Fertinal. La sanción para el mando fue histórica: 620 millones de pesos.

Al final, la compra sobrevino en un endeudamiento millonario pues las instalaciones de la planta industrial estaban en deterioro.

Según la investigación, Pemex pagó 635 millones de dólares “por una empresa insolvente”, la cual tenía una deuda bancaria de 264 millones de dólares.

La empresa, anteriormente conocida como Fertimex, fue una de las desincorporadas del estado durante el sexenio de Carlos Salinas de Gortari.

Cuando se concretó su venta, según Newsweek México, un auditor externo identificó instalaciones en malas condiciones que requerían una remodelación costosa, pasivos laborales con proveedores y deudas, por lo que recomendó a Pemex no comprarla.

No obstante, el contrato se celebró y, para asegurar los recursos, Pemex se endeudó con dos bancos: Nafin y Bancomext para obtener 635,000,000 dólares.

Desde 2016, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) puso el dedo en el renglón, encontró irregularidades y reconoció que Fertinal era improductiva.

La millonaria transacción se realizó bajo el mandato de Emilio Lozoya, quien hoy está prófugo de la justicia.

TE RECOMENDAMOS LEER: ’NO TENGO INFORMACIÓN, NO HE VISTO LA NOTA’: AMLO SOBRE SUPUESTA INVESTIGACIÓN A EPN EN EU


Notas relacionadas

Nov 19, 2019
Lectura 2 min

Nov 19, 2019
Lectura 2 min

Nov 15, 2019
Lectura 2 min

Nov 14, 2019
Lectura 3 min

Comentarios