¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Indigonomics
imagen principal

MERCADO

El fantasma de la recesión en la economía global

Viviana Bran

La disputa comercial entre China y Estados Unidos desencadenó un efecto que puso a la economía global en riesgo de colapsar si no alcanzan un acuerdo pronto


Ago 16, 2019
Lectura 6 min
portada post

La estabilidad económica está en juego una vez más. A más de 10 años de la última recesión financiera global que propició la bancarrota de Lehman Brothers el ciclo podría repetirse a causa de la disputa que China y Estados Unidos han protagonizado desde hace varios meses.

Fue a inicios de este año cuando aparecieron los primeros síntomas de una recesión global, nadie se imagino que la guerra comercial entre estos dos países duraría tanto como para ocasionar un debilitamiento en los indicadores económicos más importantes de distintos países.

Las naciones que aportan la mayor parte del Producto Interno Bruto (PIB) mundial están siendo afectadas y muchas de ellas se mantienen sobre la cuerda floja. Una de las salidas que podrían evitar que el fantasma de la recesión se convierta en una realidad es que Pekín y Washington se retracten ante los aranceles que se impusieron mutuamente y decidan dialogar para llegar a un acuerdo.

No hay certidumbre sobre el futuro de la economía

- Humberto Calzada Díaz

Analista de mercados para Rankia México y Latam

A pesar de que la intención de resolver el conflicto se puso sobre la mesa por parte de ambos países, el problema es que ninguno parece estar dispuesto a ceder ante las reglas del otro.

Las consecuencias de esta lucha afectaron la expansión económica estadounidense que, hasta hace poco, sumaba un periodo de 120 meses de crecimiento, el ciclo más largo de su historia.

El miércoles, el índice Dow Jones cayó 800 puntos durante la jornada, o un 3.05 por ciento, cifra que representa el mayor descenso durante un mismo día en lo que va del año, sin embargo se logró recuperar al cierre con un avance de 0.39 por ciento.

Por otra parte, el Standard & Poor’s 500 sufrió un descalabro 2.93 por ciento, mientras que el Nasdaq retrocedió 3.02 por ciento.

La Reserva Federal (Fed) de Nueva York anunció que tras las últimas tres crisis en su indicador de probabilidad de recesión es muy probable que la economía estadounidense entre en una, ya que alcanzó 31.48 por ciento, cuando no debe superar un nivel de 30 por ciento.

Humberto Calzada Díaz, analista de mercados financieros para Rankia México y Latinoamérica, asegura que Estados Unidos y China pueden ser los indicios de una recesión global si no llegan a un acuerdo y comenta que todo podría mejorar si resuelven sus diferencias, aunque si esto ocurriera la relación política entre ambos sería igual de complicada.

“Para Estados Unidos su ciclo económico ya llegó a su fin después de 11 años consecutivos, por eso siempre es necesario un ajuste económico. Se debe tomar en cuenta que a raíz de este conflicto, Europa, uno de los países que más aporta al PIB mundial, está dando señales de debilidad económica y se puede agravar más temprano que tarde”, detalla Calzada Díaz.

Efecto dominó, la causa de la recesión

Las decisiones que el presidente Trump tomó para poner en marcha sus estrategias políticas pusieron de cabeza la estabilidad económica de diversos países, la situación es compleja, pues muchos, aunque piensen en soluciones, a donde miren se están encontrando con nubes en el horizonte.

China, a pesar de ser uno de los protagonistas de esta guerra, no se libró de las consecuencias; en el segundo trimestre del año mostró un crecimiento de 6.2 por ciento, cifra que representó la tasa más baja desde que empezaron a publicarse los datos trimestrales en 1992.

11 años consecutivos se ha expandido la economía de Estados Unidos

Otra de las causas de esta desaceleración estuvo relacionada a que la economía del dragón chino es cada vez más madura y se puede notar en la frenada progresiva que ha presentado en el primer trimestre de 2019, el cual llegó a 6.4 por ciento, en el mismo periodo pero de 2018, llegó a 6.6 por ciento y en 2017, a 6.8 por ciento, de acuerdo con la Oficina Nacional de Estadística de China.

El golpe también le llegó a la economía europea, pues ya transita sobre la desaceleración. El PIB de Alemania, la primera economía del continente, se contrajo en el segundo trimestre de este año un 0.1 por ciento respecto al primero que había crecido un 0.4 por ciento, según datos de la Oficina Federal de Estadística (Destatis).

El efecto bola de nieve alcanzó al continente americano, además de los problemas que Argentina ya venía arrastrando la ola problemática de Estados Unidos terminó rematando con su situación financiera.

Hace unos días, por segunda semana consecutiva la moneda de este país se depreció al cerrar en 58.33 unidades por dólar estadounidense, de acuerdo con datos del banco Central de la República Argentina (BCRA).

El riesgo país también se deterioró al superar los 700 puntos básicos por primera vez desde el 1 de mayo de 2009, año en que el mundo intentaba recuperarse de la crisis económica que también inició la Casa Blanca.

Raymundo Tenorio, profesor emérito del Tecnológico de Monterrey, asegura que la tomada de poder de Donald Trump incendió las relaciones internaciones, al grado de que Europa lo está resintiendo en su economía, aunque insiste en que solucionarán ese problema por ellos mismos y argumenta que Argentina ha sido constructor de sus propias crisis al tener un modelo económico populista.

“El mundo esta en medio de una etapa compleja, sin embargo está lejos de una recesión, es muy difícil que en un año electoral como en el que va a entrar Estados Unidos se entre recesión, tal vez podría presentarse en 2021, pero en este momento no va a ocurrir”.

Te puede interesar:China se enfría por guerra comercial con EU


Notas relacionadas

Dic 15, 2017
Lectura 7 min

MERCADO

El eterno respaldo de la Fed

Rodrigo Carbajal


Dic 15, 2017 Lectura 7 min

Nov 14, 2013
Lectura 3 min

MERCADO

Hay optimismo ante reformas

Verónica Navarro


Nov 14, 2013 Lectura 3 min

Comentarios