Iga Swiatek se apoderó por defecto de la cima del ranking mundial en el tenis femenino hace dos meses, cuando Ash Barty anunció su retiro inmediato.

Eso, aunado a la ausencia de Serena Williams por casi un año, ha causado muchas interrogantes sobre quién podría reivindicarse como la nueva estrella a vencer.

Bueno, desde febrero nadie ha derrotado a Swiatek.

La polaca extendió su racha ganadora a 26 partidos y avanzó a las semifinales del Abierto de Italia al vencer el viernes 7-6 (2), 6-0 a Bianca Andreescu, excampeona del U.S. Open.

Swiatek batalló para asimilar ser una de las cinco mejoras tenistas del mundo el año pasado. Ahora ha aprendido a usar su éxito reciente para intimidar.

Teniendo en cuenta su destreza en las canchas duras, Andreescu, con frecuencia lesionada, ha sido considerada una potencial número uno del mundo.

Pero Swiatek desgastó lentamente a la canadiense en un largo primer set en el Foro Itálico y dictó el desempate moviendo a su oponente de un lado a otro.

En total, Swiatek produjo 27 tiros ganadores frente a los 12 de Andreescu y convirtió sus seis break points.

“Siento que en cada partido estoy jugando mejor y mejor”, afirmó Swiatek.

“Si bien el primer set fue bastante apretado, en el que tuve algunos altibajos, siento que podría jugar bien en los momentos importantes y recuperarme en cualquier momento.

“Me siento muy feliz de que el segundo set haya sido más sólido, porque muestra que estoy aprendiendo mis lecciones durante todo el encuentro”.

Lee también: Rafa Nadal cae en el Masters de Roma por lesión en un pie

 

La rival de Swiatek en semifinales será la tercera cabeza de serie Aryna Sabalenka, quien remontó para eliminar 4-6, 6-3, 6-2 a Amanda Anisimova.

Su primera victoria sobre la estadounidense en cinco intentos. También avanzó la reciente campeona del Abierto de Madrid, Ons Jabeur.

Quien superó 1-6, 7-5, 6-1 a Maria Sakkari para sumar su 10ma victoria consecutiva. En semifinales, Jabeur se medirá con Jil Teichmann o Daria Kasatkina.