André-Pierre Gignac aceptó que luego de perder la Final del Mundial de Clubes ante el Bayern Múnich, por marcador de 1-0, se va decepcionado, pues sabe que estuvieron cerca de concretar un campeonato que los colocaría como los mejores del mundo; sin embargo, la suerte no estuvo de su lado.

Ante eso, Gignac confiesa que no todo es malo, ya que se va con la frente en alto al representar a México de la mejor manera en un torneo internacional.

“Nos vamos un poco decepcionados por el resultado, pero sabíamos que íbamos a enfrentar a un gran equipo. No fue nada fácil, pero creo que representamos muy bien a México, con garra, con corazón. Para una primera participación fue un segundo lugar fue increíble para nosotros”, explicó a la FIFA.

Gignac aceptó que sintió nostalgia cuando se enteró que el partido fue transmitido en su natal Francia, aunque reiteró que está contento en México.

“Supe que pasaron el partido en Francia, fue bonito, mi familia pudo ver el partido. Extraño un poco a Francia, pero en México estoy muy bien”, concluyó el artillero.

Lee también: Tigres cae con el rostro en alto ante el Bayern; los alemanes consiguen el sextete