Emiratos Árabes Unidos y Qatar llegaron para cambiar la historia del futbol, derrochando millones de euros con tal de ser protagonistas y construir equipos que parecen indestructibles como Manchester City y el PSG.

Y si bien han logrado consolidar su proyecto en las Ligas locales, a nivel internacional se sigue premiando otro tipo de factores, en los que abrir la cartera y derrochar el dinero queda en un segundo plano.

Tal es el caso del Manchester City y el PSG, dos equipos que recibieron una inyección económica considerable y pasaron de ser un par de clubes que atravesaban por una mala racha en la Premier League y la Ligue 1, respectivamente, a potencias futbolísticas. Ahora mismo, los ingleses y parisinos son el primer y el segundo club más valioso, respectivamente.

Gradualmente fueron impulsados por la llegada de las mejores estrellas a nivel mundial. El primer paso lo dieron: volverse de nueva cuenta protagonistas en sus ligas locales pero, una vez dominado ese rubro, apostaron a lo grande: la Champions League. Pero, a pesar de los miles de millones de euros invertidos, la “Orejona” ha negado irse a sus vitrinas.

El Manchester City y Guardiola, sin suerte

En 2008, la historia del Manchester City cambió por completo con la inversión de Mansour bin Zayed Al Nahyan y la creación de City Football Group. El integrante de la Sociedad de Inversión Internacional de Petróleo y la Abu Dhabi Investment Council decidieron apostar por los “Citizens” a cambio de una inversión de 250 millones de dólares y ser los máximos accionistas.

Desde entonces, el club comenzó a crecer. Ocuparon el noveno puesto en la Premier, tras ser 14 en 2007. Para 2009 fueron décimos; en 2010, quintos y a partir de 2011, que fueron terceros, cada temporada han peleado la Premier League. Ya siendo un equipo consolidado, entonces en 2016 llegó Josep Guardiola, al que muchos consideran el mejor entrenador del mundo.

Tras su arribo, el City ha invertido más de mil millones de euros en jugadores como Riyad Mahrez (67.8 millones de euros), Rubén Dias (68 mde), Kevin De Bruyne (76 mde) y recientemente, para la temporada 2021-22, llegó Jack Grealish a cambio de 117.5 mde. A cambio, “Pep” ha ganado cuatro ligas en seis años, pero sigue soñando con la Champions.

El domingo, el conjunto inglés logró apoderarse de la Premier League y, tras una dura batalla por la cima ante el Liverpool y con la remontada que tuvieron en la última jornada ante el Aston Villa, su afición olvidó un poco el amargo sabor de haber caído en las Semifinales de la Champions ante el Madrid. Asimismo, el arribo de Erling Haaland para la siguiente temporada, mantiene su ilusión a tope.

Desde que los Emiratos Árabes Unidos entraron al juego y han invertido más de mil 500 millones de euros en fichajes, el City solo ha llegado una vez a la Final de la Copa de Europa y cayeron ante el Chelsea, en la campaña de 2020-21, así que estar en lo más alto de Europa sigue pendiente.

Va un nuevo intento del PSG

Otro de los denominados clubes estado es el Paris Saint-Germain, que está controlado por el estado de Qatar que, a partir del 2011 obtuvo 70 por ciento de las acciones del club, asumió la deuda que tenían y comenzó a crear un imperio, todo con tal de demostrar que podían ser los nuevos “Reyes de Europa”, objetivo que ha quedado muy lejos de concretarse.

Desde aquella temporada han desfilado los mejores nombres del futbol mundial, como Zlatan Ibrahimovich, Edinson Cavani, Ángel Di María, Kylian Mbappé, Gianluigi Buffon, Sergio Ramos, Messi y Neymar, este último por quien pagaron la cláusula de recisión cuando estaba en el Barcelona por 222 millones de euros, convirtiéndose así en el jugador más caro de la historia.

Para la temporada 2011-12, tan solo gastaron 95.8 millones de euros, pero la cifra fue creciendo hasta que en 2017-18 decidieron apostar un gran capital y desembolsaron 418 millones de euros en jugadores como Dani Alves, Mbappé, Lass Diarra y Neymar. El resultado fue la eliminación de Champions League a manos del Real Madrid, en Octavos de Final, como en esta temporada.

Lo más cerca que han estado de levantar la “Orejona” fue en la campaña de 2019-20, pero el Bayern Munich impidió que se coronaran al vencerlos en la Final por apenas 1-0. Neymar, Mbappé y compañía tuvieron que colgarse la medalla de segundo lugar.

En total, a lo largo de 10 años al frente del club, desde el fondo Qatar Investment Authority se han gastado mil 349 millones de euros, todo por conquistar Europa, y esa meta no la han alcanzado. Y cuando se decía que el equipo ya no era prioridad y se especulaba su venta, llegó un nuevo golpe al mercado, tras ganar la décima Ligue 1 en la historia del club.

Hace unos días, renovaron a Mbappé por tres años más a cambio de 100 millones de euros netos por temporada y una prima por su firma de 200 millones de euros, cantidad que será contemplada hasta la próxima temporada. Y ahora con el francés como estandarte, los parisinos apuestan los millones hacia una nueva era y que al fin se concrete el “capricho”.

También puedes leer: ¡Que comience la fiesta! La Champions League llega a México