En su primera conferencia de prensa como entrenador de la selección peruana de fútbol, Juan Reynoso dijo el miércoles que quiere llegar a “momentos cumbres” con la Blanquirroja.

“Me interesa que me vean como alguien que aprendió de la vida y puede plasmar algo a las nuevas generaciones”, manifestó el estratega.

Tras tomar el mando de la selección que dirigió por siete años el argentino Ricardo Gareca, quien logró clasificarla a Rusia 2018 tras 36 años de ausencia.

No obstante, los dirigidos por Gareca se quedaron fuera del Mundial que se realizará en noviembre y diciembre en Qatar.

Reynoso fue capitán de la selección peruana en la década de 1990. Indicó que los resultados ratificarán si está en “el mejor momento” de su carrera.

La Blanquirroja vuelve a ser dirigida por un peruano, algo que no ocurría desde que Roberto Mosquera la comandó brevemente en 2013.

El nuevo entrenador indicó que no había podido hablar con Gareca, pero indicó que lo que construyó el técnico argentino “es digno de resaltar”.

“A esta altura el jugador peruano ya se la cree así que en lo táctico hay que ponerle algo de nosotros”, afirmó.

En su carrera como entrenador local Reynoso, de 52 años, llegó a dirigir al popular Universitario de Deportes, donde ganó un campeonato en 2009 y con el FBC Melgar en 2015.

Emigró a México, donde dirigió al modesto Puebla, al que logró clasificar a la liguilla del Apertura 2020 a pesar de tener una de las nóminas más bajas de la máxima categoría.

Luego llegó a Cruz Azul, uno de los cuatro equipos más populares del país, y en su primer torneo logró darle su primer título de liga desde el Invierno de 1997.

Lee también: ¡Es oficial! Juan Reynoso es el nuevo técnico de la Selección de Perú

 

Reynoso había militado también como jugador en Cruz Azul.

En México se coronó además en el Campeón de Campeones del 2021, un duelo que enfrenta a los ganadores de los dos torneos cortos que se realizan cada año.

Perú finalizó las más recientes eliminatorias sudamericanas en el quinto sitio, con 24 puntos en 18 partidos. Avanzó así a un repechaje intercontinental pero cayó en penales ante Australia.