Raheem Sterling tuvo que dejar la concentración de Inglaterra en el Mundial de Qatar 2022 y regresó a Gran Bretaña tras un asalto a su residencia.

El delantero de 27 años se perdió el partido que Inglaterra le ganó 3-0 a Senegal en los octavos de final el domingo y se ignora si podrá estar disponible para el duelo de cuartos de final ante Francia el sábado.

“Tenemos que darle tiempo para que resuelva eso y estar junto a su familia”, dijo el técnico Gareth Southgate. “Esto es lo más importante en este tiempo, así que le estamos dando ese tiempo”.

Inglaterra anunció una hora y media antes del inicio del partido contra Senegal en el estadio Al Bayt que el jugador de Chelsea se iba a ausentar por un “asunto familiar”.

La agencia noticiosa Press Association informó posteriormente que un grupo de ladrones armados irrumpieron en su casa mientras su esposa y tres hijos estaban adentro.

“Nuestros pensamientos están con él y su familia”, dijo el capitán Harry Kane. “Es un asunto privado suyo, pero nunca es fácil cuando ves a uno de tus compañeros y amigos lidiando con algo así”.

“Le deseamos lo mejor y esperamos verle lo más pronto posible”, añadió el delantero.