¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Fan
Nacional
imagen principal

SKYDIVER

El señor de los cielos

Indigo Staff

El segundo intento fue el definitivo para que Felix Baumgartner consiguiera una nueva hazaña de resistencia para el cuerpo humano.

El deportista  austríaco de alto riesgo tocó tierra sano y salvo tras lanzarse desde la estratosfera, a más de 39 mil metros de altura, para convertirse en el primer ser humano en romper la velocidad del sonido en caída libre.

“Ha sido más difícil de los que todos nos esperábamos. Durante unos segundos pensé que iba a perder el sentido”, declaró Felix en su primera entrevista a Servus, televisora propiedad del patrocinador.


Oct 14, 2012
Lectura 2 min
portada post
39 Mil metros de altura fue la distancia alcanzada por el austriaco

El segundo intento fue el definitivo para que Felix Baumgartner consiguiera una nueva hazaña de resistencia para el cuerpo humano.

El deportista  austríaco de alto riesgo tocó tierra sano y salvo tras lanzarse desde la estratosfera, a más de 39 mil metros de altura, para convertirse en el primer ser humano en romper la velocidad del sonido en caída libre.

“Ha sido más difícil de los que todos nos esperábamos. Durante unos segundos pensé que iba a perder el sentido”, declaró Felix en su primera entrevista a Servus, televisora propiedad del patrocinador.

Los cálculos de la misión prevén que ha roto la barrera del sonido en los primeros 40 segundos de caída libre, cuando ha acelerado en ese espacio de tiempo hasta mil 173 kilómetros por hora.

Controló la caída

Baumgartner controló el descenso y evitó caer en barrena durante el salto, lo que le pudo haber llevado a perder la consciencia o sufrir una hemorragia cerebral en caso de girar de forma descontrolada. Requirió 16 minutos para tocar suelo tras lanzarse al vacío dentro de su traje presurizado, que le protegió de la baja presión y las bajas temperaturas.

Rompe tres récords

El austríaco, que se preparó desde hace cinco años para esta misión, habría roto récords como: ser el primero en superar la barrera del sonido; el salto con paracaídas desde más altura, y subir en globo al punto más lejano de la tierra.

Su principal asesor es el poseedor del récord del salto en paracaídas de mayor altitud: Joe Kittinger, que se arrojó en 1960 desde una altura de 31.333 metros. La velocidad de caída de Baumgartner será recogida por el instrumental que lleva en su traje presurizado y expertos independientes ratificarán si ha superado la velocidad del sonido.

El salto coincide con el 65 aniversario del salto del estadounidense  Chuck Yeager, cuando rompió por primera vez la barrera del sonido en un caza X-15 en 1947.

Comentarios