¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Fan
Nacional

CHICAGOCUBS

Jonrón mediático

Indigo Staff

No sólo terminaron una maldición, sino también están en boca de todos.

 

El campeonato de Cachorros de Chicago en la Serie Mundial 2016 tuvo un impacto más allá de lo deportivo.

 


Nov 4, 2016
Lectura 3 min

No sólo terminaron una maldición, sino también están en boca de todos.

 

El campeonato de Cachorros de Chicago en la Serie Mundial 2016 tuvo un impacto más allá de lo deportivo.

 

Personajes famosos como actores, cantantes y políticos se unieron a la fiesta de los Cubs, que el miércoles pasado acabó con una sequía de 108 años sin el título mayor de la Gran Carpa.

 

Además, el cine no se quedó atrás y la cinta “Volver al Futuro” de nuevo dio de qué hablar.

 

En la segunda parte de la saga, cuando Marty McFly viajaba al año 2015, considerado futuro, veía en una de las pantallas proyectadas cómo los Cubs habían ganado por fin el Clásico de Otoño.

 

Aunque sólo le fallaron por un año, la cuenta oficial del filme a través del Twitter se congratuló por el hecho.

 

“El espacio y tiempo continuo fue alterado por un strike de 1994, causando esta realidad alterna para que los Cubs ganaran en 2016 y no en 2015”, publicó “Volver al Futuro”.

 

PONEN EL SHOW

 

Como una fiesta no puede estar completa sin música, Eddie Vedder de Pearl Jam fue el encargado de encabezar la celebración.

 

Su fe inquebrantable se hizo presente en los últimos tres partidos de la serie para que Chicago remontara en Cleveland.

 

En el quinto partido, último de los Cubs en Wrigley Field, dio ánimo a los suyos interpretando desde un palco la célebre melodía “Take me out to the ballgame”, acompañado por toda la fanaticada.

 

Por otro lado, pasaron 66 años de vida para que el actor y comediante Bill Murray viera campeón a sus amados Cachorros.

 

Al caer el out que decretaba la finalización en el décimo episodio y enfocado por las cámaras de la televisión, Murray rompió en llanto.

 

Mientras tanto, en los camerinos fue bañado en champán por el presidente ejecutivo Theo Epstein.

 

“Sabía que iba a llorar.  He estado imaginando esto por mucho tiempo”, acotó.

 

OBAMA LOS ESPERA

 

En la Casa Blanca la pasión es dividida. El presidente Barack Obama es seguidor de las Medias Blancas, pero la primera dama opta por apoyar a los nuevos campeones del mundo.

 

“Así se hace, Cachorros. Mi papá es la razón por la que soy una verdadera aficionada de los Cachorros. Él estaría muy orgulloso”, publicó en redes sociales Michelle Obama, tras el pase a la Serie Mundial días antes.

 

Y tras el éxito, su esposo hizo una invitación formal a los Cubs.

 

“Es un hecho: los Cachorros ganaron la Serie Mundial. Eso es cambio en el que yo puedo confiar. ¿Quieren venir a la Casa Blanca antes que me vaya?”, tuiteó. 

 

DETRÁS DEL ÉXITO

 

Si hay un autor intelectual del campeonato de los Cubs ese es Theo Epstein.

 

El gerente general logró otro hito histórico: terminar con una sequía de clásicos de otoño para otra franquicia, tal y como lo hizo con los Medias Rojas en 2004, que llevaban 86 años sin ganar.

 

En 2011 arribó a Chicago para hacerse cargo de la dirigencia de los Cubs.

 

“No necesitamos un avión para volar a casa. Es apropiado que ganamos con uno de los mejores partidos en toda la historia”, aseguró.

Comentarios