Dentro de los ocho equipos clasificados para disputar los partidos de los cuartos de final de la UEFA Champions League, Barcelona y Bayern Múnich acaparan la atención. Lionel Messi y compañía se medirán en el Estadio Da Luz de Lisboa, Portugal, contra el campeón de la Bundesliga e histórico equipo teutón en una serie a muerte para definir al invitado a las semifinales de la edición 2019-20.

El club blaugrana obtuvo su boleto luego de derrotar al Napoli de la Serie A italiana en el partido de ida en el Estadio San Paolo por marcador 1-1 que, sumado a la contundente victoria en la vuelta por 3-1, logró sepultar las aspiraciones de su rival por global de 4-2 en la serie.

Pese a que el arsenal ofensivo de los napolitanos, liderado por Dries Mertens, Lorenzo Insigne e Hirving Lozano, parecía representar una amenaza para la zaga culé, comandado por Gerard Piqué y Clement Lenglet, el astro argentino, apoyado por futbolistas de la talla de Luis Suárez y Antoine Griezman, logró evidenciar las fallas defensivas del equipo celeste’.

Para Quique Setién, quien suma apenas 24 partidos dirigidos al frente del Barcelona, de los cuales 16 han sido victorias, cuatro empates, y cuatro derrotas, caer en los cuartos de final podría representar un clavo más en su ataúd. Los números en La Liga no fueron del todo positivos, con solamente seis triunfos en los últimos diez partidos, lo que los llevó a ocupar el segundo lugar del campeonato, cinco puntos por debajo del Real Madrid.

Sin embargo, el entrenador español es optimista en su pronóstico, señalando que en la cancha no habrá favoritos para llevarse la serie.

“Yo no entro en que si el Bayern es el favorito. Vamos a jugar contra un rival extraordinario, pero aquí no hay favoritos. Nosotros tenemos al mejor jugador del mundo. Y Lewandoski lleva 13 goles. Aquí cualquier puede ganar”, dijo en conferencia de prensa.

Bayern A paso firme

En la otra llave, Bayern Múnich no le tuvo piedad al Chelsea que, pese a haber dejado buen sabor de boca en la Premier League, ocupando el cuarto lugar con 66 unidades, no pudo evitar un catastrófico descalabro en los Octavos de Final, cayendo 3-0 en pleno Stamford Bridge y 4-1 en el Allianz Arena.

Con 19 partidos consecutivos con victoria, el equipo bávaro parece estar viviendo uno de sus mejores momentos bajo el mando de Hans-Dieter Flick, quien los llevó a su título número 30 de la Bundesliga, logrando una diferencia de 13 unidades sobre el Borussia Dortmund, su más cercano perseguidor.

Aunque el estratega alemán asumió el cargo como una solución transitoria, los excelentes resultados que obtuvo de inmediato lo han mantenido en el banquillo. Desde la jornada 20, el Bayern Múnich logró recuperar el liderato general, mismo que no soltó en 14 jornadas, logrando un saldo de 26 victorias, cuatro empates y solamente 4 derrotas.

Después de un año futbolista de ensueño, cosechando 34 anotaciones en 31 juegos, Robert Lewandoski será el arma letal frente al Barcelona. A sus 31 años, el futbolista polaco se encuentra viviendo una de sus mejores temporadas, promediando 1.85 goles por partido y como uno de los claros candidatos a la Bota de Oro 2020, distinción que se le escapó de las manos a causa de la pandemia.

Enfrentamiento histórico

En lo que será la única serie de la fase de los cuartos de final que contará con campeones de la Champions, Bayern Múnich y Barcelona revivirán momentos históricos. De los 10 partidos que se han disputado entre ambos equipos en competiciones europeas, los blaugrana salen ampliamente desfavorecidos, con solamente dos triunfos, por seis de los alemanes, aunque en eliminatorias directas el saldo ha sido equilibrado, con dos victorias para cada equipo.

La historia más reciente entre ambos clubes tuvo lugar en el Estadio Camp Nou en las Semifinales de la Champions League 2014-15, cuando el Bayern, comandado en ese entonces por Pep Guardiola, fue goleado por los pupilos de Luis Enrique, quienes sentenciaron la serie por marcador global de 6-2, dejando en el recuerdo el recorte magistral de Lionel Messi a Jerome Boateng.

En la otra serie, el Manchester City, marcado como favorito para llegar mínimo a la final, se enfrentará al sorpresivo Lyon francés. Estos equipos dejaron fuera al Real Madrid y Juventus en la fase anterior.

También puedes leer: Por cuatro lugares para seguir en la Champions League