Un boxeador marroquí de la categoría de peso pesado trató aparentemente de morder la oreja de un rival de Nueva Zelanda, en su primera pelea en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

El intento de Youness Baalla de emular a Mike Tyson ocurrió al final del tercer asalto del combate que perdió ante David Nyika, durante un gancho en el centro del cuadrilátero. El mordisco no pareció incluir los dientes, y Nyika avanzó a los cuartos de final por decisión unánime.

“No me dio un bocado completo”, afirmó Nyika. “Por suerte, llevaba el protector bucal y yo estaba sudando (…) creo que intentó alcanzar el pómulo. Probablemente solo se llevó la boca llena de sudor”.


El réferi no vio el incidente, que sólo fue captado por las cámaras de televisión. Baalla no fue penalizado durante la pelea, pero Nyika ganó con comodidad de todas formas.

Ante el incidente, el Comité Olímpico Internacional comentó al respecto en un comunicado, asegurando que: “Balla tuvo la clara intención de morder la oreja/cara de su oponente en el tercer asalto del combate. Su acción es intolerable durante el combate y ha sido descalificado”.

En uno de los episodios más recordados del boxeo, Tyson mordió en dos ocasiones la oreja de Evander Holyfield en 1997. Baalla no tuvo tanto éxito, pero fue criticado en las redes sociales por los seguidores de Nyika hasta que el propio neozelandés hizo una publicación en su cuenta de Instagram defendiendo a su rival.

Te puede interesar: México gana su segunda medalla de bronce en Tokio 2020

“El fragor de la batalla puede sacar lo mejor y lo peor de las personas”, dijo Nyika. “Esto forma parte del deporte. Yo no tengo nada más que respeto por mi rival y puedo apreciar la frustración de debe haber sentido”.

Nyika se medirá al bielorruso Uladzislau Smiahlikau el viernes por un boleto a los combates por las medallas de Tokio 2020.