Las empresas de exploración y producción de petrolíferos en México se enfrentan a la escasa disponibilidad de plataformas. Foto: Pexels

Escasez de plataformas petroleras afecta a México

La escasez de plataformas petroleras también afecta a las empresas privadas

Las empresas de exploración y producción de petrolíferos en México se enfrentan a la escasa disponibilidad de plataformas petroleras.

En los últimos 12 meses, nueve plataformas salieron del país y hasta ahora solo ha llegado una, de acuerdo con datos de la firma de información financiera y análisis S&P Global Commodity Insights. 

Los clientes de Medio Oriente están aumentando la actividad de perforación. Y según los participantes en el mercado, están dispuestos a pagar tarifas atractivas a los propietarios de las plataformas, superando las ofertas de otros, afirmó Aparicio Romero, analista de S&P Global.

De acuerdo con la compañía de información financiera, la mayoría de las plataformas en México fueron contratadas por Petróleos Mexicanos (Pemex).

La escasez de estas plataformas también afecta a las empresas privadas. Al haber menos de ellas disponibles, las empresas se ven obligadas a utilizar el mismo equipo para pozos completamente distintos o incluso a compartir plataformas con otros, lo que dificulta la logística, explicó S&P Global.

Empresas han modificado sus planes de perforación por retrasos en la plataforma marina

Recientemente, las empresas Eni y Murphy tuvieron que modificar sus planes de perforación al retrasarse la plataforma marina que comparten, Valaris DPS 5.

Esa plataforma se utilizaría para perforar Tulum, un pozo de aguas profundas de Murphy en la Cuenca Salina y luego se trasladaría a la Cuenca Sureste para perforar Yatzil, un pozo de aguas someras de Eni.

Por último, Valaris DPS 5 viajaría a la Cuenca Salina del Istmo para perforar otro pozo de aguas profundas, también de Eni, llamado Nabte. Al retrasarse la plataforma, hubo que modificar todos esos planes.

Buque de perforación de aguas ultraprofundas de alta perforará pozos en Veracruz y Tamaulipas

Shell es otro operador que se ha enfrentado a problemas logísticos al trasladar plataformas de una cuenca a otra para perforar pozos de características diferentes.

La empresa tiene previsto utilizar el Maersk Voyager, un buque de perforación de aguas ultraprofundas de alta especificación, para perforar dos pozos a casi 650 kilómetros de distancia.

Shell también proyecta perforar en enero y febrero de 2023, Jokol, un pozo en aguas profundas de la Cuenca Salina del Istmo, frente a las costas de Veracruz. Luego planea perforar, de abril a junio, Luwa, ubicado frente a las costas de Tamaulipas, en la región de Salina del Bravo, junto al Cinturón Plegado Perdido.

Las empresas están evidenciando que hay problemas para encontrar equipo, en su momento, así lo expuso, Néstor Martínez Romero, comisionado de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), durante la reunión en la que se aprobaron las modificaciones de Eni y Murphy.