#Puntossobrelasíes

Cosas buenas

La política es el arte de lo posible. En tiempo, espacio y lugar. Todos sabemos que algo tenemos qué hacer con Pemex

3
comentarios

Reforma energética. Cosas buenas: Se crearán 500 mil puestos de trabajo antes de un año. Cosas buenas: la energía nos costará más barata. Cosas buenas: nuestros hijos tendrán más patrimonio.

Reforma energética. Cosas difíciles: por sus características, no la pueden vender los tecnócratas. Cosas difíciles: por mucha preparación que tengan, por mucho que se empeñen los grandes centros de pensamiento de la estructura económica fracasada, llámense el Consenso de Washington, Stanford o MIT, esto no es Davos, Suiza, esto es México.

Y en México, el petróleo es de los mexicanos. Peña Nieto ha dicho que vamos a lograr tener más usando menos y mejor nuestras fuentes energéticas.

Sin duda alguna, en esta película hay un protagonista que siempre sale bien: el presidente. De ahí para abajo, resulta difícil seguir el guión. Por ejemplo, no entiendo: ¿Cuál es el precio que el PAN pondrá por aprobar la reforma?

Por ejemplo, no entiendo: ¿Por qué esta reforma llega a las mentes, oídos y ojos de los mexicanos tan desgastada y sin que nadie supiera en qué consistía?

Por ejemplo, no entiendo: ¿Por qué hasta el viernes pasado ninguno de los afectados, es decir, salvo la Santísima Trinidad, supo de qué se trataba?

No conozco a ningún gobernador priista relacionado con las entidades federativas petroleras que supiera cómo iba a ser la iniciativa. Sin embargo, el PRD sí informó al suyo, al de Tabasco.

La política es el arte de lo posible. En tiempo, espacio y lugar. Todos sabemos que algo tenemos qué hacer con Pemex. Ya que estamos, y como es imposible contentar a todo el mundo y siempre habrá un prietito en el arroz –de Tabasco o no–  lo ideal sería una reforma que realmente consiguiera estabilizar el país y permitiera pronosticar qué nos va a pasar en los próximos 50 años.

Del guión desarrollado, como siempre, bien la presentación. Después, empiezan las preguntas: ¿Quién venderá la reforma? ¿Los técnicos? ¿Dónde están los políticos y cuál es el precio de los partidos?

Por cierto, hay un video en Youtube de un López Obrador capaz de dormir a las ovejas, lo que puede resultar más efectivo que 2 mil horas en prime time televisivo en las que aparezcan técnicos explicando algo que, digan lo que digan y lo hagan como lo hagan, no es técnico, sino político.

¡El petróleo también es mío!

comments powered by Disqus

Más ideas de

Antonio Navalón

Las grandes obras de infraestructura son una de las señas de identidad de este sexenio, al menos el actual...

Rafael Moreno Valle es un político curioso y singular. Cultiva los músculos y las neuronas por igual. Es el...

Cada año es un calambrazo terrible. Miles y miles de estudiantes mexicanos son arrojados de las puertas de la...

Videos

Niños bajo fuego
Una extensa boleta en 2015
Bloquea información en Transparencia
Como 'PES' en el agua
comments powered by Disqus