#Latitud

Atentado en Colombia, ¿el regreso a la barbarie?

La tragedia que vivió Colombia este sábado hizo que sus ciudadanos recordaran la época más sangrienta de los conflictos con las FARC y el crimen organizado
0
comentarios
“Con los responsables no habrá ni tregua ni cuartel (…) la Policía tiene instrucciones precisas sobre cómo proceder en este momento para que, repito, los responsables queden a buen recaudo”
Juan Manuel Santos
Presidente de Colombia

Colombia tiene miedo, el atentado que provocó la muerte de tres personas y dejó al menos 11 heridos en un centro comercial de Bogotá este sábado, generó un rechazo generalizado de la sociedad, que empezó a temer el regreso de la barbarie en el país cafetalero.

Las imágenes que dejó el atentado en el exclusivo centro comercial Andino, con mujeres heridas y pidiendo auxilió trajo a la memoria a los colombianos la época de los coche-bombas y atentados contra la población civil tanto de los carteles de la droga como de las guerrillas de las FARC.

El atentado ocurrió a tres días de que las guerrillas de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) dejen para siempre las armas para dar el salto a un movimiento político, después de un acuerdo de paz que firmaron en noviembre del 2016 en Bogotá.

La reacción en contra de este atentado, cuyos autores aún no están identificados por las autoridades, fue rechazado de forma inmediata por todos los sectores políticos y sociales que alzaron su voz para protestar y decir no al regreso de la barbarie.

El presidente colombiano Juan Manuel Santos visitó el centro comercial y pidió a los colombianos calma y esperar las investigaciones que identifique a los responsables del atentado, para que sean castigados con todo el peso de la Ley.

 “Con los responsables no habrá ni tregua ni cuartel (…) la Policía tiene instrucciones precisas sobre cómo proceder en este momento para que, repito, los responsables queden a buen recaudo”, señaló el mandatario.

El presidente Santos hizo un llamado a la ciudadanía a estar unida ante las actuales circunstancias y los exhortó a atender únicamente los pronunciamientos de las autoridades para no ser presa de especulaciones.

“Los que quieren aguar la fiesta de la paz no van a tener éxito. Los vamos a perseguir”, reiteró Santos, quien viajará este domingo en visita oficial a Portugal y Francia, en donde dará a conocer al mundo el próximo 20 de junio la desaparición de las FARC, como organización alzada en armas.

Al llamado de la unidad nacional se sumó el exnegociador del gobierno de Santos con las FARC, Humberto de la Calle, quien dijo: “Convoco a los colombianos, sin distinciones políticas, a unirse en rechazo a la violencia”.

“A quienes pretenden desestabilizar la paz no les importan los inocentes”, agregó el senador oficialista, Roy Barreras, quien es uno de los más aguerridos defensores del proceso de paz en el Congreso de Colombia.

Todos los partidos políticos condenaron el atentado, al tiempo que el Ejército de Liberación Nacional (ELN), que es el grupo rebelde que está activo y en negociaciones con el gobierno de Santos, negó a través de sus redes sociales, que haya ejecutado este atentado contra civiles.

El gran reto que tienen los investigadores es establecer con certeza a los responsables de este atentado que se comete a escasos días de la dejación de las armas de las FARC.

Los interrogantes a resolver en la Investigación: ¿milicianos sin control del ELN?, ¿una disidencia de las FARC?, ¿fueron los narcotraficantes que se agrupan en el “Clan del Golfo”, que busca un reconocimiento político?, ¿grupos paramilitares de extrema derecha que se oponen a la paz con la insurgencia?

Lo real es que el pánico sacudió a las familias colombianas en plena celebración del Día del Padre, con justa razón porque las imágenes de las víctimas en el Centro Comercial Andino, rememoran la barbarie del pasado.

 

 
 

Video Destacado

Miles de ciudadanos provenientes de Venezuela buscan huir de la crisis política económica y social de su país, y tras largos esfuerzos logran refugiarse en México. El Instituto Nacional de Migración advierte que hay una cifra incierta de venezolanos que intentan ingresar al país por Guatemala o Belice evitando pasar por los filtros de migración