¿Recuerdas cuando eras niño y querías manifestar tus emociones en los muros de tu casa? Muchos hemos sentido esa necesidad de expresión en las paredes que nos rodean, en los límites físicos del día a día. 

Pablo y David de Barcelona son dos niños que alguna vez experimentaron con los muros de su habitación, aunque fuera solamente dentro de su imaginación. Hoy son los fundadores de un proyecto que involucra muros más extensos y públicos que las paredes de sus casas. Ese movimiento
es Wall People. 

El proyecto inició en España y se basa en crear y recrear, dos acciones que fomentan el nacimiento de ideas, ilustración de sueños y la comunicación de sentimientos a través del arte. 

El corazón de su movimiento es una paradoja pura: dar vida a los muros inertes de las calles con fotografías, siendo estas imágenes inertes también. A las fotografías se les considera ventanas a mundos nuevos, momentos estáticos con puntos de fuga hacia las historias de quienes las protagonizan. 

Wall People se ha hecho presente en más de 20 ciudades, entre ellas Barcelona, Buenos Aires, la Ciudad de México, Madrid, Roma, Valencia y Lisboa.

El objetivo es ambicioso e interactivo: crear el muro más grande de las ciudades que lo conforman. Ese es un bastidor aún más extenso que la pintura "Madre Tierra" del sueco David Aberg,  que mide 86 mil metros cuadrados y es considerada la más grande del mundo, pero no la mejor pieza de arte. 

La era post-graffiti a mediados de los 90 dio paso a las diversas formas de expresión de arte callejero actual, con ella llegaron las famosas plantillas o esténcil, los pósters y murales. 

Las fotografías y el proyecto de Wall People no se considera dentro de una de estas formas, sino uno propio. 

No siempre se trata de ironía política o sarcasmo social, y Wall People es la prueba viviente de ello. Su arte pretende compartir una emoción, crear obras que reflejen a las personas y recrear visualmente las calles de las ciudades.

El arte callejero y la yuxtaposición de las fotografías en Wall People pretende la integración de cada una de las expresiones que se desprenden de los murales 'grises' y sin vida con el objetivo de llamar la atención y compartir las experiencias con todo individuo o espectador que transita por el lugar. Las personas involucradas en el proyecto se inspiran para ser parte de un momento y de un espacio urbano determinado, según su página oficial.

Ciudades alrededor del mundo son el bastidor que Monet o Degas hubieran querido colorear con sus pasteles impresionistas o los bloques de concreto que Banksy quisiera repasar con el oloroso y texturizado spray, pero Wall People no necesita ni óleos, acrílicos o pinceles, sino otro material de arte: fotografías. 

Busca una razón más para captar momentos inolvidables y que esas fotografías no se queden en tus redes sociales y atraviesen tu muro de Facebook. Atrévete a dar el color que ha perdido la calle y comparte con una red no social, sino mundial, tus experiencias de felicidad y otros sentimientos. 

Wall People no es la única iniciativa de esta índole. Las paredes gritan con cada expresión artística que hay, desde pintura, esténcil, música, teatro y fotografía. Diferentes artistas que exponen en la galería más grande del mundo: la calle. 

Aquí te presentamos algunas propuestas callejeras. 

-JR 

Es un artista en toda su expresión. Actualmente se concentra en "Wrinkles of the City", una propuesta que cuestiona la memoria de una ciudad y sus habitantes; y en "Unframed", una reinterpretación de fotografías de amplios formatos de fotógrafos importantes tomados de los archivos de museos.  

comments powered by Disqus